Por qué China acusa a EE. UU. de bullying por el potencial bloqueo de TikTok

0
138

TikTok una vez más pasa por uno de sus momentos más turbulentos y corre el peligro de nuevo de ser vetado en Estados Unidos a menos que la red social sea vendida a otra compañía. Derivado de ello China ha terminado acusando al país de estar ejerciendo bullying contra la plataforma.

En el pasado, allá por el año de 2020, fuimos testigos de cómo la administración de Donald Trump estuvo a punto de obligar a la compañía matriz dueña de la red social a vender sus activos para operar fuera del país asiático a Oracle.

En el pasado, allá por el año de 2020, fuimos testigos de cómo la administración de Donald Trump estuvo a punto de obligar a la compañía matriz dueña de la red social a vender sus activos para operar fuera del país asiático a Oracle.

Entrando el nuevo gobierno ese proyecto de decapitar a TikTok junto a muchos otros fue cancelado. Pero ahora en un giro inesperado ha vuelto a resurgir el tema con cada giro apuntando nuevamente al inminente bloqueo de la app.

Es así como ahora Beijing acusa a Washington de utilizar la seguridad nacional como pretexto para reprimir a ByteDance, la empresa china propietaria de la popular aplicación para compartir videos TikTok.

¿Pero la situación realmente está así de extrema? Aquí intentamos analizar las aristas de este escenario.

TikTok en la mira de EE.UU.: China acusa de bullying al país entero

Resulta que en fechas recientes, según reporta CBS, la Cámara de Representantes de EE. UU. aprobó un proyecto de ley que podría prohibir a la popular aplicación en el país, lo que ha generado una escalada de tensión entre ambas potencias.

China, de acuerdo con un artículo de NBC News califica la medida como bullying o “intimidación” y un “robo”, alegando que no hay pruebas de que TikTok represente una amenaza para la seguridad nacional estadounidense.

A la par que el Ministerio de Relaciones Exteriores chino advierte que tomará “todas las medidas necesarias” para proteger sus intereses.

TikTok, por su parte, ha montado una enérgica campaña contra la legislación, argumentando que afectaría negativamente a los propietarios de pequeñas empresas y a sus 170 millones de usuarios en EE. UU.

En el más reciente de los giros el propio CEO de la compañía, Shou Zi Chew, ha pedido a los usuarios de la plataforma que contacten a sus legisladores para protestas contra el potencial bloqueo.

A su vez que el ejecutivo asegura que la información de los usuarios estadounidenses está segura y que ByteDance no tiene vínculos con el gobierno chino.

Pero la realidad es que el panorama para TikTok y ByteDance sería extraordinariamente complicado. Los legisladores estadounidenses que apoyan la prohibición argumentan que China podría acceder a datos de usuarios o difundir contenido para influir en las elecciones actuales y eso es un factor de gran peso.

La decisión de la Cámara de Representantes ha reavivado el debate sobre la libertad de expresión y la censura en internet.

Algunos legisladores se oponen a la prohibición por considerarla un ataque a la libertad de expresión, mientras que otros argumentan que es necesario proteger la seguridad nacional.

El futuro de TikTok en EE. UU. sigue siendo un misterio por lo mismo, ya que el proyecto de ley aún debe ser aprobado por el Senado y firmado por el presidente Biden.

En todo caso la decisión final podría tener repercusiones en las relaciones entre China y EE. UU., así como en el futuro de otras redes sociales a nivel global.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here