2018/05/30 Sociedad

Nueva Zelanda matará 150.000 vacas para erradicar una enfermedad contagiosa

Nueva Zelanda
Enviar noticiaImprimir noticia

El plan elaborado por el gobierno tendrá un coste de más de 500 millones de euros y se llevará a cabo durante los próximos 10 años

El Gobierno de Nueva Zelanda ha presentado un plan de mejora de la sanidad animal que incluye el sacrificio de más de 150.000 de vacas, toros y terneros en un intento de erradicar los problemas provocados por la infección de la bacteria Mycoplasma bovis. El proyecto ha sido aprobado con el acuerdo del sector ganadero y tendrá un coste equivalente a más de 500 millones de euros, a ejecutar en los próximos diez años.
La primera ministra de Nueva Zelanda, Jacinda Ardern, calificó como "difícil" la decisión de llevar a cabo este plan que pretende frenar una enfermedad que afecta a los animales de granja, pero que no se descarta que también podría extenderse a animales silvestres.
"La decisión de erradicar la enfermedad está impulsada por el deseo del Gobierno de proteger el ganado nacional de la enfermedad y proteger la base de la economía, el sector ganadero", ha destacado Jacinda Ardern.
"Tras hablar con los ganaderos afectados en las últimas semanas es obvio que está pasando factura pero no hacer nada y permitir que la enfermedad se propague solo crearía más ansiedad a los granjeros", añadió.
Las autoridades prevén ejecutar en los próximos dos años la mayor parte del plan, cuyo coste será asumido en un 68 por ciento por el gobierno neozelandés y el 32 por ciento restante por DairyNZ y Beef+Lamb New Zealand.
La medida afectará unas 192 de las 20.000 granjas que hay en el país. La presidenta de la Federación de Ganaderos, Katie Milne, dijo que la decisión "causará dolor y trauma a las familias afectadas" pero que es mejor deshacerse de la enfermedad que vivir durante años con ella.
Las autoridades neozelandesas investigan cómo ingresó esta bacteria al país, donde fue detectada en julio del año pasado.
La bacteria Mycoplasma bovis causa neumonía y artritis en el ganado, así como infección en la ubre y abortos, aunque no afecta a los humanos ni supone un peligro a la seguridad alimentaria.

 

 

Enviar noticiaImprimir noticia

Dejanos tu comentario

NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento sera eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
Enviar un comentario implica la aceptacion del Reglamento.